lunes, mayo 07, 2007

El séptimo velo

Juan Manuel de Prada ha escrito una novela monumental contra los monumentos. Una novela de largo aliento sobre el tema del que más se escribió en el siglo XX: la II Guerra Mundial.
Pero lo hizo desde una perspectiva distinta. Inicialmente pensó una novela épica que tuviera como punto de partida la Resistencia francesa a la ocupación alemana. Pensó que sería una historia de héroes, repleta de actos gallardos y actitudes honorables. La investigación de documentos históricos (que le llevó año y medio) le hizo ver su proyecto con menos candidez. Se dio cuenta de que muchos de los libros escritos sobre el tema “no eran demasiado buenos” y que en realidad Francia había (intencionalmente) cubierto con un velo de misterio la mayor parte de lo ocurrido durante la Resistencia. Hubo incluso un lapso de año y medio (el principio de la ocupación nazi) en el que, de hecho, no hubo resistencia alguna.
Así fue tomando forma la historia de Jules, un joven combatiente francés que se une a la Resistencia más por accidente que por convicción ideológica. Y que pronto se da cuenta de que la diferencia entre un “colabo” y un patriota es de forma, no de fondo; que los personajes más abyectos tienen rasgos de grandeza y que los héroes de piedra no existen: son gigantes de arena que no resisten los vientos que trae el tiempo.
Recomendable para los interesados en la II Guerra Mundial, en los vericuetos de la memoria (individual y colectiva), en la figura (y los desfiguros) del héroe y, en general, para todos quienes disfruten de un libro escrito sin concesiones, constante en imágenes poderosas y sólido en su investigación documental.
---
El Séptimo Velo ganó el Premio Biblioteca Breve 2007, uno de los más importantes de la escena literaria hispanoamericana, con nombres como Luis Goytisolo, Juan García Hortelano, Mario Vargas Llosa, Vicente Leñero, Juan Marsé, Carlos Fuentes y Guillermo Cabrera Infante entre sus ganadores. Está editado por Seix Barral / Planeta.

1 comentario:

Ms.Orizschna dijo...

Lo leere, lo prometo.
Saludos!