lunes, agosto 21, 2006

Vuelo 93


Acabo de ver Vuelo 93, una de las varias películas sobre el 11 de septiembre que veremos este año. Ésta trata del vuelo 93 de United, el único de los cuatro secuestrados que no alcanzó su objetivo dada la valentía de algunos pasajeros... y la manifiesta incompetencia de los secuestradores.
Dudo mucho que esté realmente basada en hechos reales.
Empecemos con los secuestradores. ¿Es posible que de los cuatro sólo uno hablara inglés? ¿Y que ese uno fuera el encargado de pilotear el avión? Es decir, ¿cómo secuestras un avión en EU y no te preocupas de que al menos uno de los que van a tener contacto con los rehenes hable su idioma, para entender qué dicen, qué traman, qué piden? En la película los secuestradores están "barbarizados". Pocas veces se subtitula lo que dicen y los espectadores quedamos con la impresión de que eran poco menos que animales incapaces de lenguaje, que sólo farfullaban rezos y, a veces, maldiciones...
Otra: ¿Cómo es posible que tantos pasajeros pudieran llamar por teléfono? Los secuestradores ven que la gente llama ¡y no hacen nada! Les gritan "¡barbarbarbar!" pero nunca les quitan los teléfonos ni les piden lo más elemental en un asalto o secuestro (según nos ha enseñado Hollywood, claro): ¡manos arriba y donde pueda verlas todo el tiempo!
Una más: los pasajeros empezaron a sublevarse cuando, según la película, faltaban 20 minutos para llegar a su objetivo (nunca especificado). Y, bueno, en vez de ganar tiempo simulando una negociación, uno de los secuestradores gritó "¡Gerónimo!" (o su equivalente en árabe) y se lanzó sobre los pasajeros con el carrito de las azafatas... (sin comentarios)
Y tampoco entiendo cómo en este mundo de Internet, donde con una webcam de 30 dólares nos podemos ver en tiempo real en cualquier parte del mundo, nadie pueda saber a ciencia cierta, en una emergencia como ésta, quién está en la cabina de un avión comercial. Los únicos indicios de los secuestros llegan a las autoridades, según la pelicula, a través de grabaciones con calidad de audio inferior a la que debe haber en la Zona del Silencio. Y las rutas de los aviones se ven en pantallas monocromáticas que al parecer tardan bastante más que este blog en actualizarse.
En fin. Nunca sabremos lo que realmente pasó en ese avión. Se valen las conjeturas. Pero una cosa es elucubrar con base en hechos reales y otra tratar de verle la cara a la gente con argumentos inverosímiles so pretexto de la falta de datos para llenar huecos en el guión..
Esperemos que Oliver Stone haya filmado una mejor historia que ésta. Ya viene World Trade Center. Pronto en un cine cerca de usted.

2 comentarios:

Yescheva dijo...

Yo ya la vi! jo jo... y neto no me gustó io creo q le falto de todo un poco... muy buena tu critica, q puedo decir? me gustan tus criticas jo.

Oie y con quien tengo q hablar para ser famoso durante un mes en Blogs & the city en d.f.?

Atte
Yescheva

Pepe dijo...

Agustín: Puedes checar el blog del editor de MetroBuzz: jorgepedro.blogspot.com
Suerte, y saludos.